viernes, 31 de agosto de 2012

Oscuridad

Anoche que iba manejando me di cuenta de que no sirven los faroles de luz que hay en Monterrey. La Macroplaza es una total oscuridad, que sólo es tenuemente disipada por las luces de los vehículos. Pero me aterraría caminar por ahí de noche. Yo me acuerdo que antes trabajaba en esa zona, y en ese entonces yo no tenía carro, así que me iba caminando todo Zaragoza hasta tomar el camión en Aramberri. Pero todo iluminado (y en aquellos tiempos, más tranquilo).

Ahora aún yendo en carro, se me hace tenebroso. Pero la zona centro no es el único sitio donde no funciona el alumbrado público. También en Constitución, el lunes iba manejando por ahí, a la altura de Plaza Sésamo, y parecía que iba manejando por carretera porque estaba todo oscuro. En peligro en que uno se caiga al río, en una de esas.

También, si mal no recuerdo, allá por Felix U. Gómez las cosas están igual. Y bueno, que se me hace que nomás yo soy la única que se ha dado cuenta que andamos sin luz, porque nadie menciona el tema.

2 comentarios:

Sortilegio dijo...

Sin luz y sin rumbo. Y mas desde que Medina nos gobierna desde TX

R dijo...

Claro, debemos estar muy orgullosos de nuestro gobernador, que con toda sabiduría salomónica e intelectualismo como Einsten, nos gobierna a distancia día a día, arriesgando su vida, su alma y su corazón por nosotros los regiomontanos que vivimos en las tinieblas.

Ajá, seguramente.....

Publicar un comentario

El blog se alimenta de los comentarios de los lectores. Dale de comer.